viernes, 25 de septiembre de 2009

That was so not meant to be...

No creo que las cosas sucedan por mera casualidad o porque no había otra opción que tomar en cuenta, muy aparte de la opinión de los positivistas que creen que todo es para mejor o de los religiosos que suponen que fuerzas superiores encaminarán sus dependientes vidas, yo supongo que es más que nada algo relacionado con la idealización de cada quien.

En esta ciudad, como en muchas otras (creo que Londres es rescatable a este mal chiste antropológico) encontrar gente interesante es una tarea casi utópica, en la que lo idílico se mezcla con un conjunto de supersticiones, leyendas y un poco de pesimismo. Quizá sea tan solo mi rango de exigencia, mi falta de comprensión social del mundo, mi misantropía o mi confianza ciega en las primeras impresiones lo que haga que cada cierto tiempo termine decepcionándome de especímenes que se presentan una y otra vez como un grupo de seres cuya existencia me parece tan irrelevante y omnipresente, que es irritante.

Tengo pocos amigos cercanos, los necesarios en realidad, y me agrada el saber que tienen tantos (más o menos) defectos que yo, porque exactamente esa imperfección es lo que los hace interesantes a mis ojos. Si no tuvieran un mínimo de excentricidad seguramente sería una historia totalmente distinta. El problema, si es que puede llamársele así es que este grupo de amigos míos y yo lleguemos a considerar a personas ajenas a nuestras burbujas tecnicolor, dignas de nuestra atención. Y sí, seguro más de uno de los que lea esto podría encontrar ridículo, egocéntrico y aniñado el modo en el que digo esto, pero en realidad no me importa lo suficiente la opinión de alguien que se dedica a leer a alguien más que es tan repudiable a sus ojos.

En cuanto a este inconveniente de los extranjeros respecto a lo que cada uno pueda considerar su propia burbuja tecnicolor (o en blanco y negro) podemos diferenciar las cosas en "meant to be" y "not meant to be". Por cruel que parezca, así como en la química, no creo que al menos en cierto campo, los de distinta naturaleza deban combinarse.

Pocas personas son en realidad lo suficientemente especiales, ¿por qué querrían ellos perder su tiempo con alguien normal? ¿qué razón le vería uno de ellos a pasar sus días de un modo repetitivo con alguien cuya visión no excede lo que tiene frente a si mismo? Supongo que por facilidad o simpleza, nada más fácil que estar con alguien normal que te soporte porque simplemente no entiende tus dobles sentidos y que acepte lo que digas porque le da flojera preguntarte cada vez que no entiende tus obsesiones.

Hace no demasiado supe que alguien cuya existencia me parece valiosa, estaba inmiscuyéndose en una relación con alguien que me parece irrelevante al menos a nivel global. No sé si fue frustración o algo más, pero me irritaba el hecho de que alguien que no entendería lo significante de ese otro alguien tuviese cierta ventaja sobre el sentimentalismo de aquel otro alguien. No eran celos ni mucho menos, era algo que va más allá de sentimientos tan subjetivos como esos, era en realidad un fastidio latente de que la normalidad de esa persona fuese contagiosa y se perdiera a un dignísimo miembro de la comunidad Lewis.

En este momento estas personas están unidas meramente por la nostalgia, dudo que la admiración mutua sea un factor de su conexión, sólo la gente normal admira a la gente normal. Hay cosas que simplemente no están destinadas a ser, y el quedarse en relaciones carentes de simbolismos propios no es algo que está destinado a ser. En cuanto a la moral que hay en decir esto, es casi inexistente, mi altruismo no ha sido algo que me identifique a través del tiempo.

Sí, puede que al sujeto A (normal) le guste el sujeto B (no normal) y viceversa, ¿pero cuánto tiempo se puede mantener una farsa con la simple intención de no sentir el abandono mundano que deja el ser un ente aburrido (caso del sujeto A) o complicado (caso del sujeto B)?

Ser aburrido y/o normal no es fácil, pero es común, así que no es tan difícil encontrar un similar que entienda, comparta y sea compatible con ese sentir. Ser complicado por otro lado, es otra historia; ser complicado es darle a todo una importancia obsesiva y quizá hasta corrosiva, ser complicado es no encontrar a alguien con las mismas características porque no hay dos complicados iguales y en eso radica su encanto. Está en cada cual ver cuál de las dos cosas despierta más sus sentidos y en cuál rango pueden ingresar, todos pueden ser normales pero no todos pueden ser complicados. No hay nada que deteste más (seguro que sí, pero en este momento no lo hay) que alguien especial, complicado y particular...quiera ser normal o peor aún, que se convierta en ello.

Para eso, mejor café y televisión.



Este es uno de los mejores videos que existen y la canción es genial, tenía que ser obra de Graham.

7 comentarios:

sonidosflotantes dijo...

Desde mi punto de vista existen las personas complicadas maduras e inmaduras, no se si sera obvio conocer primero a las inmaduras, aquellas que se hacen problema por todo, creo que mas para llamar la atención, mientras que las maduras ven las cosas objetivamente, siendo dificil para la gran mayoria comprenderlas. He conocido mucha gente complicada y en mi caso me han llamado siempre la atención, puede que sea hasta un poco masoquista de mi parte pero no me causa ninguna gracia la gente neutra, si se les puede llamar así. Me gusta leerte siempre saco mis propias ganancias de tus textos, eso es bueno.

Pd: por problemas con el nombre del blog de música decidi cambiar de nombre.

http://sonidosflotantes.blogspot.com

He trabajo harto en él, espero que sea de tu agrado.

Saludos.

Unkind. dijo...

Oh claro que hay subdivisiones, y hasta las hay mixtas entre maduras e inmaduras, creo que ahí estoy yo..aunque creo (o me gusta creerlo así) que no es para llamar la atención, hasta creo guardar un perfil bajo con quienes no me llaman la atención.

Respecto al masoquismo, creo que lo compartimos, supongo que hay que equilibrar un gran descubrimiento con un poco de esfuerzo respecto a esas complicaciones que traen las personas cuya existencia es no neutra. El neutralismo es aburrido.

Respecto a las ganancias, sea el texto bueno o malo, me alegra al menos que saques algo tuyo. Me pasaré por tu nuevo blog en un momomento, al menos el nombre es más fácil de recordar.

Un saludo.

Jimmy dijo...

¿Cómo defines quién es "irrelevante a nivel global2? (me gustó eso)

En Lima la gente es cada vez más aburrida, parece que todo fuera para abajo. Supongo que debe haber muchos tipos pero analizar eso es una tarea que me hay propuesto. Soy un gran ejemplo de gente aburrida.

Jimmy dijo...

Yo no dejé mi comentario acá???

Unkind. dijo...

Oh, lo defino facilmente, creo tener un noveno sentido para eso. Sería demasiado complicado explicarlo, pero lo haré en un post, es un tema muy enmarañado ese de "irrelevente a nivel global".

Ser aburrido no es tanto como el pecado del milenio, ser aburrido y ni siquiera darle un toque freak, lo es.

Un saludo Jimmy.

Jimmy dijo...

Un noveno? me dices cuáles son el sétimo y el octavo? :-D

Unkind. dijo...

Pues viven cambiando de lugar, meramente resonancia química para mantener un equilibrio adecuado entre sus interacciones.

Publicar un comentario